ROYAL LANGUAGES

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian xo Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

sábado, 28 de mayo de 2016

TRILOGIA INSTRUMENTAL XXIII (90's)





Llegamos al último sábado de Mayo, mes de aniversario, y hoy me toca presentarte la sección instrumental de este mes. Estamos en el vigésimo tecer segmento instrumental y como siempre, para esta trilogía instrumental, he querido elegir tres muy buenas piezas instrumentales provenientes de un solo álbum. Para el día de hoy, me he enfocado en el gran saxofonista norteamericano Kenny G, y especialmente, a su buen álbum lanzado en 1992 y titulado “BREATHLESS”. De este álbum, las canciones elegidas son: “The Joy Of Life”, “Forever In Love” –ambas escritas por Kenny G- y “Sentimental” –escrita por Kenny G y Walter Afanasieff. Espero que disfrutes mucho de estos buenos temas instrumentales. Hasta el próximo mes de Junio en donde tendremos para ti otra trilogía instrumental más para tu disfrute. Será hasta el sábado 25 de Junio. Hasta entonces.



viernes, 27 de mayo de 2016

VINCENT PRICE: UN ADORABLE VILLANO






Un día como hoy, 27 de Mayo de 1911, hace 105 años, nació uno de los villanos más carismáticos que haya habido en la historia del cine en Hollywood, que sin duda alguna fue ViINCENT PRICE. Nacido en Saint Louis, Missouri, fue catalogado como el maestro del terror, y además, a quien, a lo largo de mi adolescencia, llegué a considerar como uno de mis actores favoritos de cine.  Los que pasamos la Base 5 en mi país, recordaremos que en la primera mitad de la década del 70, los viernes en la noche, Canal 4 trasmitía el ciclo “Cine Terror”. Cuando era niño, mis padres no me dejaban verlo porque comenzaba tarde y querían evitar que después de ver la película que dieran, tuviera pesadillas. Recién en 1975, cuando tenía 12 años comencé a ver “Cine Terror”, y el primer film que ví fue “Las Novias de Drácula” con Peter Cushing, quien también se convirtió en otro de mis actores favoritos. Cada viernes en la noche, recuerdo que me pegaba al televisor para ver este ciclo de películas de terror de las épocas antiguas, y así pude conocer en films a actores de la talla de Peter Cushing, Christopher Lee, Boris Karloff, Basil Rathbone y Lon Chaney Jr. En 1975, recuerdo que un domingo estrenaron el film “Diario de un Loco”, y al día siguiente mi primo Aldo me la contó y me dijo que era para morirse de miedo. De hecho que siendo de terror, algún viernes la darían en “Cine Terror”. Y hasta que un día, Canal 4 la anunció. Tanto me habló mi primo que me entró un poquito de miedo verla solo, y le dije a mi padre para que la viera conmigo. Al comienzo, mi viejo me persuadía para no verla. Me decía, “deberías ver películas más positivas, no ese tipo de películas”. Pero yo quería verla y a regañadientes, mi viejo se sentó en la sala conmigo a verla. Cuando arrancaron los créditos iniciales de la película, la cara de mi viejo cambió y dijo: “¿Vincent Price? Es muy buen actor y de hecho que debe ser buena la película”. Demás está decir que el film “Diario de un Loco” me encantó tanto a mí como a mi viejo, y me causó más de un susto, aunque no para tener pesadillas esa noche. Pero sobretodo, me fascinó la actuación de ese actor que conocía por primera vez en una película. Mi padre se encargó de decirme que era un buen actor que hacía muy buenos papeles de villano. Desde ese momento, me invadió la curiosidad de ver más films de terror en donde participara Vincent Price.

Entre 1976 y 1978, film en donde participaba Vincent Price, lo veía a como diera lugar, ya sea en donde tuviera un rol protagónico, o como actor de reparto. Recuerdo que el canal 7 en ese año 76, comenzó a pasar una buena cantidad de films donde figuraba Price, los cuales tuve la suerte de verlas, como “El Palacio de los Espíritus”, “La Máscara de la Muerte Roja”, “La Fosa y el Péndulo”, “El Cuervo”, “La Caída de la Casa Usher”, “El Mago Asesino” y “Cuentos de Terror”, entre otros. En otros canales. pude ver algunas memorables películas en donde Vincent destacaba nítidamente en un papel secundario, como “Laura”, “La Torre de Londres”, “Que el Cielo la Juzgue” y “Las Llaves del Reino” y en el cine, pude apreciar su destacada actuación como Baca en “Los Diez Mandamientos”. A lo largo de la segunda mitad de la década del 70, pude ver más films suyos, como su cómico rol en "Su Tipo de Mujer”, “Museo de Cera”, "La Mosca”, la disparatada "Dr. Goldfoot y la Máquina de Hacer Bikinis", y su memorable rol como “El Abominable Dr. Phibes". Y por supuesto, disfrutaba viendo sus films, y era uno de mis tres actores favoritos de siempre.



Aunque uno de los films que nunca llegué a poder ver en su momento fue “Madhouse”, o “La Mansión Sangrienta”, al lado de Peter Cushing. Recuerdo que cuando estaba de viaje en Chiclayo en 1976 con mi familia, un día miércoles había ido al cine "Tropical" y al salir, ví el afiche de "Madhouse". Nos regresábamos en dos días a Lima y me emocioné pensando que la estrenaban al día siguiente. La emoción me duró poco porque cuando pregunté cuando la estrenaban, me contestaron que a la semana siguiente y para esa fecha ya estaba de vuelta en Lima. Después de ese momento, nunca la pasaron en ningún cine de Lima, y en el cable no tuve la suerte de poder verla, hasta ahora. Era una espina que llevaba adentro, y confíaba en que algún día la vería. Hasta que el año pasado, la pude ver en Youtube, y me gustó, sobre todo, por ver juntos a dos de mis actores favoritos.




Ya en los 80’s recuerdo su rol en “House of the Long Shadow”, al lado de sus amigos de siempre, Peter Cushing, Christopher Lee y John Carradine; y en “Las Ballenas de Agosto” al lado de las veteranas Bette Davis y Lilian Gish, en donde tuvo un corto pero destacado rol, y ya se le veía de edad bastante avanzada. El villano que atemorizaba con su sola mirada había quedado muy atrás
.




En los 90’s su último rol fue en “El Joven Manos de Tijera”, al lado de Johnny Depp y dirigido por quien fuera un fanático suyo, Tim Burton. Su rol dentro de ese film iba a ser más largo, pero debido a que ya se encontraba bastante enfermo con enfisema y mal de Parkinson, solo pudo aparecer en dos escenas del film. De la imagen que uno tenía de Vincent Price como un villano atemorizante, sarcástico e imponente, sólo quedaba un anciano indefenso y frágil.


De todas las innumerables actuaciones en las películas que le ví a Vincent Price, en lo personal, me quedo con dos: su brillante actuación en “La Caida de la Casa Usher” –que marcó el inicio de une nueva etapa en su carrera bajo las órdenes de Roger Corman y que coronó una muy buena actuación-, pero sobretodo, con “La Comedia del Terror”, divertidísima comedia en donde se burlaba del género del terror y de sí mismo, y trabajó al lado de sus grandes amigos Peter Lorre, Boris Karloff y Basil Rathbone, y la cual trata sobre un funerario que al no haber tenido "clientes" -o sea muertos-, se ve obligado a pagar un año atrasado de renta y ante ello, se ve en la necesidad de tener que matar gente para así conseguir "nuevos clientes". Fue una divertidísima comedia en donde Price nos regalaba humor, sarcasmo y bastante ironía.






Como un dato anécdótico, Vincent fue muy amigo de Peter Cushing y Christopher Lee, con quienes incluso coincidía en fechas de cumpleaños: Christopher y él cumplían años el 27 de mayo y Peter el 26. Hace varios años leí en una web en una nota que le hicieron a Christopher Lee a raíz del estreno del film "El Señor de los Anillos", y según esa nota, Christopher Lee estaba dando declaraciones a varios periodistas sobre el estreno de ese film. Cuando de repente, un periodista le preguntó "¿Piensa usted a menudo en sus amigos Peter Cushing y Vincent Price?" y su cara cambió y con un gesto emotivo le contestó: "Yes, I miss them so much". Ello reflejaba la estrecha amistad que había entre actores que en esa época eran hasta rivales en la pantalla. Y ni que decir de la cercanía de Vincent con actores más antiguos como Boris Karloff, Peter Lorre y Basil Rathbone.



En lo que concierne a su paso por la televisión, apareció como invitado en algunas series, pero lo que siempre perdura en el recuerdo es su rol como el villano “Egghead” en la serie “Batman” en la década del 60 y que le dio un toque cómico y burlón a dicho villano, bien al estilo de Vincent Price. Y también me acuerdo cuando figuró como invitado en “The Muppet Show”, al lado de la Rana René. Pero si hubo algo que en la década del 80 le dio figuración y carácter de celebridad en el mundo del espectáculo fue su colaboración aportando su voz en el tema musical “Thriller” del recientemente desaparecido Michael Jackson. Una voz ideal para un tema que encerraba un ambiente tenebroso y en cuyo video esa voz cayó como anillo al dedo.



A la edad de 82 años, Vincent Price nos dejó para siempre un 25 de octubre de 1993, víctima de cáncer de pulmón. Recuerdo mucho que ese día estaba viendo el noticiero “24 Horas” en Canal 5, y me encontraba conversando con mi hermano Alex, cuando en eso en las últimas noticias aparecieron imágenes de Vincent Price, y en donde se informaba la triste noticia de su muerte. Debo confesar que me dio muchísima pena porque se trataba de un ídolo de mi adolescencia, y alguien en cuyos films disfruté muchísimo verlos. A nivel actoral, aunque destacó principalmente por sus películas de terror de bajo presupuesto en las que trabajó durante la última etapa de su carrera, y verdaderamente fue un actor muy versátil que tuvo roles muy diversos, tanto en el drama como en la comedia. 

Pasarán los años y la sola mención del nombre de Vincent Price estará siempre asociado con unos de los más célebres villanos de Hollywood. A lo largo de su filmografía, vemos que ha ofrecido inolvidables actuaciones que han demostrado que ha sido algo más que un simple villano. Su mirada intimidatoria, su implacable malicia, su sonrisa burlona y sarcástica y su voz atemorizante fueron su sello distintivo. Fue un actor que con justo derecho forma ya parte de la galería de leyendas de Hollywood, y que en lo personal, fue uno de los actores favoritos durante mi adolescencia. Gracias Vincent por brindarme en mis épocas escolares de adolescente a través de tus películas, momentos gratos y también algunos sustos. Desde este humilde blog te recordamos siempre y deseamos que Dios te tenga siempre en su gloria.




ABBA: HOLE IN YOUR SOUL




Llegamos al último viernes de Mayo, mes de aniversario, y es momento de presentarte el segmento musical dedicado a una canción del cuarteto sueco ABBA. En esta oportunidad, he querido elegir para ti un buen tema del álbum “THE ALBUM”: “Hole In Your Soul”. Como me ha sucedido con varios temas de ABBA, escuché por primera vez esta canción en 1978 cuando ví en el cine la película “ABBA: THE MOVIE”. En ese momento, me parecía una canción desconocida, pero me gustó por su ritmo bien movido y dentro de un estilo bien rockanrollero, con harta energía y con la muy buena interpretación conjunta de los cuatro miembros de ABBA, en donde el uso de las voces de Benny y Bjorn se entremezclaban con las de Agnethea y Frida, y de manera muy efectiva. Años después, cuando me prestaron “THE ALBUM”, pude escucharla en su versión en estudio, lo cual no hizo más que confirmar mi gusto por esta canción.


You feel bad, let me tell you, we all get the blues
Sometimes life is a burden, way down in your shoes
When it's bad, worse, worst
(And when you're feeling so bad)

And you think you're cursed
(And you've got it sad)
Well, if there's one thing for the better
That can turn you loose

There's gotta be rock 'n roll
To fill the hole in your soul
There's gotta be rock 'n roll
To fill the hole in your soul

My friend Sam is a chauffeur, Annie goes to school
Jerry works at the office, Sue lies by the pool
But on all weekends
(Together again)

When I meet my friends
(I wanna see them now)
And we're lookin' 'round for the action
Ewe sure play it cool

There's gotta be rock 'n roll
To fill the hole in your soul
There's gotta be rock 'n roll
To fill the hole in your soul

ABBA, you paint your world and use all colors
ABBA and then you find it all comes out too bright
You know it's only a lie
ABBA, the songs you sing are too romantic
ABBA and when you want the truth

They only spit in your eye
Oh yeah, they're only tellin' you lies
Oh yeah, there's gotta be rock 'n roll
To fill the hole in your soul

You feel bad, let me tell you, we all get the blues
Sometimes life is a burden, way down in your shoes
When it's bad, worse, worst
(You know you're feeling so bad)

And you think you're cursed
(And you've got it sad)
Well, if there's one thing for the better
That can turn you loose

There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul
There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul

There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul
There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul

There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul
There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul

There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul
There's gotta be rock'n roll
To fill the hole in your soul


“Hole In Your Soul” fue escrita y producida por Benny Andersson y Bjorn Ulvaeus. Originalmente su título estaba entre “High On Your Love” y “Rock’n Roll”. Fue grabada y mezclada el 3 de Agosto de 1977 y fue incluida como álbum track del “THE ALBUM”, lanzado el 12 de Diciembre de 1977. Este tema era una remasterización de la canción “Get On Your Carousel”, el cual era un número que figuraba en el mini-musical “The Girl With The Golden Hair”, que había sido creado por el grupo para los shows de sus giras en 1977. La letra del tema hablaba del hecho de rehuir el negocio de la música que había llevado a cabo la chica protagonista del mini-musical.  Y en lo que respecta a su performance en vivo, fue incluida en el set list de los shows de la gira del “VOULEZ VOUS”, por USA y Europa en 1979 y por Japón a inicios de 1980, y fue precisamente la canción que luego de terminada, el grupo abandonaba el escenario, para luego volver con los bises. Y junto con “The Way Old Friends Do”, fueron los únicos temas en donde los cuatro miembros de ABBA cantaban de manera conjunta en el escenario. Hasta el próximo mes de Junio, en donde tendremos un tema del álbum “VOULEZ VOUS” de 1979. Será hasta el viernes 24 de Junio. Hasta entonces.




miércoles, 25 de mayo de 2016

HACE 20 AÑOS (1996-I)





Llegamos al último miércoles del mes de Mayo, y es momento de presentarte el primer segmento musical de 1996, hace 20 años, cuando quien escribe tenía 33 años. Hace 5 años, 1996 estuvo presente en el blog en el segmento musical de “Hace 15 años”, y como no son muchos los temas en esta sección musical, habrá tres segmentos musicales a lo largo de este 2016. Para el día de hoy, he querido elegir para ti, dos buenos temas de dos recordados grupos británicos.  

1.-  BECAUSE YOU LOVED ME (Celine Dion).-  Tras sus exitosos hits en 1994 y 1995 con los temas “The Power Of Love” y “Think Twice”, la cantante canadiense Celine Dion continuó por la misma senda exitosa con su single “Because You Loved Me”, una muy bella balada interpretada con harto feeling por Celine. Recuerdo mucho que aquí en nuestro medio, fue ampliamente difundida en Telestereo en el programa “Tú, Yo y Mis Discos” de mi recordada amiga Diana García. El tema fue escrito por Diane Warren, como un tributo a su padre y fue producido por David Foster. Fue lanzado como primer single del álbum “FALLING INTO YOU” el 20 de Febrero de 1996 en USA, Sudamérica y Asia, llegando al N° 1 en USA por 6 semanas. También fue lanzado en Australia en Abril de 1996 y en Europa en Mayo del 96 y se convirtió en un hit en todo el mundo. Además fue N° 1 en el USA Adult Contemporary Charts por 19 semanas, en Australia por 3 semanas y en Canadá por 1 semana, N° 2 en Irlanda, N° 3 en Suiza y Nueva Zelanda, N° 4 en Holanda y Escocia, N° 5 en UK y Bélgica, N° 6 en el European Hot 100 Singles, N° 8 en Dinamarca, N° 1 3 en Alemania, N° 18 en Austria, N° 19 en Francia y N° 24 en Suecia. Fue el tema principal del film “Close & Personal” –protagonizado por Robert Redford y Michelle Pfeiffer-, pero sin embargo, no fue incluida en la banda sonora del film. Finalmente, ganó un Grammy como Mejor Canción Escrita Específicamente para un film. Han transcurrido 20 años, y siempre es grato escuchar ésta muy hermosa balada. Disfrútalo.


For all those times you stood by me
For all the truth that you made me see
For all the joy you brought to my life
For all the wrong that you made right

For every dream you made come true
For all the love I found in you
I'll be forever thankful, baby

You're the one who held me up
Never let me fall
You're the one who saw me through
Through it all

You were my strength when I was weak
You were my voice when I couldn't speak
You were my eyes when I couldn't see
You saw the best there was in me

Lifted me up when I couldn't reach
You gave me faith 'cause you believed
I'm everything I am
Because you loved me, ooh, baby

You gave me wings and made me fly
You touched my hand I could touch the sky
I lost my faith, you gave it back to me
You said no star was out of reach

You stood by me and I stood tall
I had your love, I had it all
I'm grateful for each day you gave me

Maybe, I don't know that much
But I know this much is true
I was blessed because
I was loved by you

You were my strength when I was weak
You were my voice when I couldn't speak
You were my eyes when I couldn't see
You saw the best there was in me

Lifted me up when I couldn't reach
You gave me faith 'cause you believed
I'm everything I am
Because you loved me

You were always there for me, the tender wind that carried me
The light in the dark shining your love into my life
You've been my inspiration through the lies you were the truth
My world is a better place because of you

You were my strength when I was weak
You were my voice when I couldn't speak
You were my eyes when I couldn't see
You saw the best there was in me

Lifted me up when I couldn't reach
You gave me faith 'cause you believed
I'm everything I am
Because you loved me

You were my strength when I was weak
You were my voice when I couldn't speak
You were my eyes when I couldn't see
You saw the best there was in me

Lifted me up when I couldn't reach
You gave me faith 'cause you believed
I'm everything I am
Because you loved me
Ohhhh
I'm everything I am
Because you loved me


2.-  I LOVE YOU ALWAYS FOREVER (Donna Lewis).- Allá por 1996, recuerdo haber escuchado esta canción en Doble Nueve, pero no dieron el dato del título del tema y quien lo interpretaba. Pero de algo que estaba bien seguro era de lo mucho que me gustaba por su muy buen ritmo melódico y la impecable interpretación de la dama que la cantaba. Y cuando hace algunos meses, estuve revisando canciones para ser incluidas en este segmento musical, me di con la sorpresa de encontrar ésta muy buena canción, cuyo título era “I Love You Always Forever” y cantado por la galesa Donna Lewis. La canción fue escrita por Donna Lewis y producida por Donna Lewis y Kevin Killen. Fue lanzada como single principal del álbum “NOW IN A MINUTE” el 14 de Mayo de 1996, llegando al N° 2 en USA por 9 semanas, según Billboard. Además fue N° 1 en el Canada Adult Contemporary Tracks, N° 2 en el USA Adult Contemporary Charts y Australia, N° 3 en Austria, Canadá, Irlanda y Noruega, N° 5 en Francia y UK, N° 6 en Suiza, N° 7 en Alemania, N° 9 en Nueva Zelanda, N° 10 en Bélgica, N° 16 en Suecia y N° 19 en Holanda. 20 años después, es momento de disfrutar escuchando este muy buen recuerdo. Disfrútalo.


Feels like I'm standing in a timeless dream
Of light mists, of pale amber rose
Feels like I'm lost in a deep cloud of heavenly scent
Touching, discovering you

Those days of warm rains come rushing back to me
Miles of windless summer nights air
Secret moments shared within the heat of the afternoon
Out of the stillness, soft spoken words

Say it, say it again
I love you always forever
Near or far, closer together
Everywhere I will be with you
Everything I will do for you

Say it, say it again
I love you always forever
Near or far, closer together
Everywhere I will be with you
Everything I will do for you

You've got
The most unbelievable blue eyes I've ever seen
You've got
Me almost melting away

As we lay there
Under a blue sky with pure white stars
Exotic sweetness
A magical time

Say it, say it again
I love you always forever
Near or far, closer together
Everywhere I will be with you
Everything I will do for you

Say it, say it again
I love you always forever
Near or far, closer together
Everywhere I will be with you
Everything I will do for you

Say you'll love and love me forever
Never stop, never whatever
Near and far and always everywhere and everything

Say you'll love and love me forever
Never stop, never whatever
Near and far and always everywhere and everything

Say you'll love and love me forever
Never stop, never whatever
Near and far and always everywhere and everything

Say you'll love and love me forever
Never stop, never whatever
Near and far and always everywhere and everything

I love you always forever
Near or far, closer together
Everywhere I will be with you
Everything I will do for you

I love you always forever
Near or far, closer together
Everywhere I will be with you
Everything I will do for you

I love you always forever
Near or far, closer together
Everywhere I will be with you
Everything I will do for you

I love you always forever
Near or far, closer together


Este ha sido el primer segmento musical de 1996. Espero que este par de buenos temas hayan sido de tu agrado y como siempre, te espero con tu visita y comentario. Hasta el mes de Agosto, en donde tendremos dos buenos temas de Toni Braxton y Sheryl Crow. Será hasta el miércoles 31 de Agosto. Hasta entonces. 



martes, 24 de mayo de 2016

DALE U: A UN PASO DE LA GLORIA EN 1972







Un día 24 de Mayo de 1972, hace 44 años, la U llegó a consagrarse Subcampeón en la Copa Libertadores. Hace siete años escribí este post, apenas a una semana de crear el blog y siempre es bueno actualizarlo y publicarlo con fecha presente. Como señalé en aquella ocasión, soy hincha de la U desde pequeño. Recuerdo que a la edad de 6 años, mi padre me llevó por primera vez al Estadio Nacional, cuando vivíamos en Jr. Huancayo 177, a media cuadra de Wilson, y estábamos relativamente cerca al Estadio. Mi padre era chalaco de nacimiento, pero crema de corazón, y por ende, inculcó en su primer hijo su afición por la crema. Recuerdo que ese primer partido fue por el Torneo Descentralizado, y si no me equivoco, fue ante el KDT y ganó la U por goleada. En ese momento, me gustó ir con mi padre al estadio y comenzamos a tener esa costumbre de ir a ver a la U con cierta frecuencia y así me fui haciendo hincha crema. Años más tarde, al terminar 1971, la U alcanzaba el título nacional -Alianza fue subcampeón- y una vez más, jugaría la Copa Libertadores en 1972.

Mucho se ha comentado sobre el subcampeonato de la U en la Copa Libertadores de ese año 1972, pero aquellos que están en la base 3, base 2 y hasta los hinchas adolescentes solamente han escuchado de esa campaña muy vagamente, y leído lo que las estadísticas indican en Internet, ya que no se ha visto en la TV ninguna imagen de archivo de algunos de los partidos de la U de esa campaña copera, y es una pena que las nuevas generaciones de hinchas cremas no puedan ver algunos de esos partidos en 1972. Pero, como alguien que siguió esa campaña por TV y que vibró paso a paso cada partido crema, deseo compartir con todos ustedes, lo que fue mi vivencia como hincha siendo todavía un niño, y así poder darles un poco más de luz a aquellos que solamente de mención saben de la existencia de este subcampeonato. Es bueno señalar que en esa época, los partidos ganados recibían 2 puntos, y no 3, como ahora.


Era 1972 y el que escribe tenía nueve años de edad y estaba en Tercero de Primaria, pero me acuerdo como si fuera ayer. En la primera fase, nos tocó en el grupo 4 con los equipos chilenos, San Felipe y la U de Chile, campeón y subcampeón, respectivamente. Recordemos que en esas épocas, eran solamente cinco grupos de cuatro equipos -campeones y subcampeones de dos países- y clasificaba el primero de cada grupo. Los equipos peruanos contaban con buenos elencos. La U tenía la base de la selección de ese entonces y Alianza contaba con Teófilo Cubillas y César Cueto. Un 25 de febrero de 1972 arrancó la Copa Libertadores para los peruanos, con un triunfo crema por 2-1 con goles de Percy Rojas y "Cachito" Ramírez -el verdadero "Cachito". De allí los siguientes partidos de la U fueron en Chile y consiguieron resultados diversos: perdieron 0-1 ante la U de Chile en un partido bastante áspero y duro -Angel Uribe fue expulsado-, y por otro lado, ganaron 3-1 al San Felipe, donde dieron una lección de fútbol dinámico y efectivo, con dos goles de Hector Bailetti y uno de Percy Rojas. Luego vinieron los partidos de vuelta, y en mi opinión, el siguiente partido fue determinante para las aspiraciones cremas. 

La tabla estaba disputada y era vital no perder puntos. Fue el clásico U - Alianza y aunque soy crema de corazón, pero debo reconocer que Alianza comenzó jugando muy bien y supo neutralizar los ataques cremas y en el primer tiempo Cubillas abrió la cuenta. Confieso que comencé a preocuparme en ese momento. La U atacaba desordenadamente y no llegaba al arco aliancista, el cual se encontraba protegido por una joven revelación de apellido Ponce, que había brillado en los partidos que Alianza jugó en Santiago y ahora ante la U era una muralla impenetrable. Era la figura de la cancha y la desesperación de los delanteros cremas se hacía cada vez más notoria. Y lo peor para los hinchas cremas era que Alianza seguía jugando bien y llegaba con más peligro. Hasta que a mediados del segundo tiempo, Cubillas colocó un pelotazo lejos del alcance de H.H. Ballesteros y anotaba el segundo gol íntimo. En ese momento, de puro amargo, me paré y me fui a mi cuarto a acostarme porque con esa derrota, Alianza alcanzaba la punta y era el favorito a ganar el grupo. Pero, a veces la suerte juega de manera inmerecida en favor de unos y en forma injusta contra otros. En una jugada trabada, se lesionó el arquero Ponce, y no pudo seguir en el partido. En ese momento se le apareció la virgen a los cremas, porque entró el arquero suplente aliancista de apellido Salinas, quien era una soberana madre en el arco. Y la U se fue con todo, y con dos goles de Percy Rojas -uno de ellos chorreadazo por falla de Salinas que terminó gateando en el cesped- logró el 2-2 faltando cinco minutos. No está demás decir que al escuchar desde mi cuarto la lesión de Ponce, de inmediato me paré de mi cama y regresé a la sala a ver el partido y a gritar el empate crema, que le devolvía la vida a la U. Voy a ser honesto, Alianza mereció ganar ese partido, pero los partidos se ganan, no se merecen y esa vez la suerte jugó a favor de la U. El siguiente partido fue ante San Felipe en Lima y el score acabó 0-0, desperdiciando la chance quedar solo en el primer lugar del grupo. Ya Alianza la había ganado 1-0 a San Felipe y con el empate crema alcanzaron en la punta a la U. Y vino otro partido que jugó a favor de los cremas. Jugaban Alianza contra la U de Chile y ya en Santiago había ganado Alianza 3-2, y era el claro favorito. Si ganaba, se afirmaba en la punta. Pero se dio lo inesperado. La U de Chile le ganó a Alianza 4-3 con una desastrosa actuación de Ponce, quien regaló goles en forma inexplicable y que significó su partida futbolística de defunción, porque después de allí, nunca más se supo de él. Solamente quedaba el último partido entre las 2 U, la U peruana y la U de Chile. Tanto Alianza, la U y la U de Chile estaban igualados con 6 puntos y si la U ganaba pasaba a la siguiente ronda. Un 26 de marzo, se cerraba la primera ronda de la Copa Libertadores para el Grupo 4. La U salió con todo y fue un total vendaval y se pasó por encima a la U de Chile y en los primeros 45 minutos liquidaron al rival con goles de Cachito Ramírez y Percy Rojas. Luego vendría el descuento chileno, pero no amenazaría el dominio crema y finalmente el partido culminó 2-1 a favor de los cremas y la U pasaba a semifinales, una vez más.

Luego vino el sorteo y a la U le tocaba enfrentarse a los tradicionales equipos uruguayos Peñarol y Nacional -quien era el último campeón mundial Interclubes. En el otro grupo estaban Independiente de Argentina, Sao Paulo de Brasil y Barcelona de Ecuador. Pero en ese momento, se presentó un gran problema para los intereses de la U en la Copa. Justo al momento de iniciarse la etapa semifinal, la selección peruana dirigida por el húngaro Lajos Barotti iba a comenzar una gira por Europa y Asia, como preparación para las eliminatorias pre-mundialistas de 1973. Y cinco jugadores titulares de la U formaban parte de la selección: Hector Chumpitaz, Juan José Muñante, Percy Rojas, Hector Bailetti y Felix Salinas. La U quedaba mermada sin su capitán y sin sus tres delanteros estrellas. Así enfrentaría en semifinales a los uruguayos. Ello hacía albergar muy pocas esperanzas a los hinchas cremas porque la U jugaría con suplentes ante equipos consagrados y coperos. El 11 de abril del 72 arrancó el grupo A de Semifinales y jugaron en Lima, la U ante Peñarol. El hecho de no contar con sus titulares generó muy poco interés por parte de los hinchas y por ello, solo asistieron 17,000 espectadores. Fue un partido bastante luchado, donde la U nunca se rindió, y con un gol muy dudoso, Peñarol se impuso por 3-2. Mal inicio para las aspiraciones cremas, y encima con suplentes. El siguiente rival era el consagrado Nacional de Montevideo, que venía con todas sus estrellas, con Manga en el arco, Montero Castillo, Luis Cubilla, Espárrago, Luis Artime, entre otros. Era aparentemente la estocada final para la U y un año atrás, estos dos equipos se habían enfrentado en semifinales de la Copa en el mismo grupo, quedando 0-0 en Lima y perdiendo la U de visita por 0-3. Pero ese viernes 14 de abril de 1972 quedará grabada en la memoria de todos los hinchas cremas que tuvimos la suerte de ver ese partido por TV -aunque lo pasaron por diferido, pero al no enterarme del resultado era como si lo hubiera vivido en directo. La U comenzó jugando bien, respetando al rival y tocando la bola. Tras un primer tiempo parejo en que el marcador no se abrió, vinieron 45 minutos que fueron para el eterno recuerdo. Ese momento lo tengo en mi retina como si fuese ayer. Iba ya casi la mitad del segundo tiempo cuando Percy Vilchez remata un balón que choca en el parante descolocando a Manga, y lentamente de bote en bote, la bola fue entrando al arco. Era el primer gol peruano, y parecía mentira estar ganándole al campeón mundial interclubes. Sacudido por el gol, Nacional salió con todo y allí aprovechó la U para afianzarse en la cancha. Minutos después, Cachito Ramírez lanza un zapatazo desde fuera del área y convierte el segundo gol. El triunfo crema era ya algo posible y nos llenaba de emoción ese resultado. Era un 2-0 inobjetable y esta vez, no atribuido a la suerte sino a la garra crema demostrada esa noche. Pero eso no iba a ser todo, faltaba la cereza encima de la torta. Y en los últimos cinco minutos, Percy Vílchez entró al área y quedó solo frente a Manga, y en eso lo dribleó y se lo llevó con todo, pero en vez de anotar el gol se detuvo -generando en ese preciso instante las fugaces requintadas y mentadas de madre de los hinchas-, y volteó y se volvió a llevar a Manga, quien terminó gateando en el suelo, y esta vez Vilchez reventó la red con un gol de antología que me hizo derramar mis primeras lágrimas de emoción por un triunfo de caracter futbolístico. Universitario 3, Nacional 0. Eso decía el score, y los pesimistas o los que no confiaron en el club de sus amores, simplemente se la perdieron y no la gozaron como los que sí vibramos esa noche. Terminada la primera ronda de la semifinal, Peñarol encabezaba la tabla con 3 puntos -había igualado 1-1 con Nacional-, la U tenía 2 y Nacional 1 y venían los dos partidos en Montevideo. Objetivo bastante difícil, pero no imposible.


El 25 de abril la U enfrentó nuevamente al Nacional y ese noche hubo problemas con la transmisión y no se vieron las imágenes y solo se escuchaba la voz de Humberto Martínez Morosini narrando el partido y generando que estuviésemos escuchando el partido pegados frente al televisor. Comenzó ganando Nacional 1-0, pero la U a los pocos minutos igualó con gol de Cachito Ramírez. Y minutos después, se dio una jugada que en mi opinión fue clave para el resultado final. Penal cobrado a favor de Nacional, y lo ejecutó Luis Cubilla y Ballesteros se convirtió en el héroe crema al atajar una y otra vez el penal uruguayo. Esa inyección anímica permitió que la U marcara el segundo gol por intermedio de Cachito Ramírez y comenzando el segundo tiempo, una vez más Cachito se consagrara logrando un triplete. Poco después Nacional descontaría y faltando poco para que culmine el partido, Nacional con tiro penal, igualó 3-3. Un buen resultado para la visita y faltaba el partido ante Peñarol. El sábado 29 de abril del 72, la U sacó otro punto valioso empatando 1-1 ante Peñarol, en un partido muy parejo, con gol de Percy Vílchez, quien fue expulsado injustamente por el árbitro. Quedaba el último partido entre los dos equipos uruguayos. La U y Peñarol estaban igualados en 4 puntos -la U tenía + 2 de diferencia de goles y Peñarol tenía + 1- y Nacional tenía 2 puntos con una diferencia de goles de - 3. Un triunfo o un simple empate de Peñarol lo clasificaba a la final, y si Nacional pretendía clasificar debía golear por 5-0. La U esperaba en balcón y habiendo visto el nivel de los tres equipos, Peñarol era el claro favorito. Recuerdo que con mis amigos del colegio coincidíamos en que Peñarol pasaría porque Nacional lo iba a ayudar por ser ambos del mismo país, y que al menos la U había hecho una muy buena campaña en la Copa. ¡Cuan equivocados estuvimos! Aunque no trasmitieron ese partido, se escuchó por radio. Nacional había salido con todo a arrasar a su clásico rival, y ese 3 de mayo de 1972 quedó en clara evidencia la enorme rivalidad entre Nacional y Peñarol. Nacional ganó ese partido 3-0 y se perdió dos penales que hubiesen significado su pase a la final. Al terminar el partido, el Centenario de Montevideo terminó en silencio. El resultado entre Peñarol y Nacional motivó una declaración del presidente de Uruguay, Juan María Bordaberry, quien comentó que “esta es una demostración de cómo es el fútbol en el Uruguay”. Bordaberry era hincha de Wanderers. Los dos equipos uruguayos se habían eliminado entre sí y quien había pasado a la final, por primera vez en su historia era Universitario de Deportes, en una campaña más que meritoria.



El rival a enfrentar fue Independiente de Argentina, ya dos veces campeón de la Copa Libertadores en la década del 60, y con figuras como el arquero Santoro, Pavoni y el "Pato" Pastoriza. Pero en ese momento, se presentó un dilema para el técnico Roberto Scarone. La gira de la selección había terminado -con resultados más negativos que positivos- y los cinco titulares de la U ya estaban de vuelta en el equipo. La pregunta era, ¿con quién jugar los partidos de la final? ¿Con los titulares que destacaron en la primera ronda ante los equipos chilenos? ¿O con los suplentes que habían logrado la clasificación a la final? Menudo dilema, porque si se elegía lo segundo y si el resultado no era favorable, lo primero que dirían sería, ¿por qué no se puso a los titulares? Y finalmente Scarone optó por los titulares.

El 17 de mayo fue el primer partido en Lima y la U formó con Ballesteros, Soria, Cuellar, Chumpitaz, Luna, Techera, Carbonell, Castañeda, Bailetti, Rojas y Ramírez. Ante 45,473 espectadores, en el Estadio Nacional -partido al que fueron mis padres- Universitario e Independiente de Avellaneda igualaron 0-0, en un partido duro, parejo y por momentos, enredado. La Copa se definiría en Avellaneda.


El 24 de mayo ante 55,000 fanáticos se jugó la revancha en la "Doble Visera" de Avellaneda. La "U" formó con Ballesteros, Soria, Chumpitaz, Cuéllar, Luna, Techera, Alva, Cruzado, Castañeda, Muñante, Rojas y Ramirez. A los 6 minutos de iniciado el partido, Maglioni -en clarísima posición adelantada para muchos- marcó el primer gol de los rojos. Luego el partido siguió parejo, la U atacaba pero no llegaba con profundidad e Independiente manejaba el resultado. Hasta que a los 16 minutos del segundo tiempo, una vez más, Maglioni convertía el segundo gol de Independiente e inclinaba la balanza para los "diablos rojos". Debo confesar una vez más, que para mí en ese momento, ya no había nada que hacer y me fui a mi cuarto, y mi padre se quedó viendo el partido.

Pero si hay una característica que fue siempre exclusiva de la U, fue su clásica "garra crema". La U no bajó los brazos y siguió presionando y a los 36 minutos del segundo tiempo, Percy Rojas anotaba el descuento. Recuerdo que desde mi cama, escuché a mi viejo gritar "Gool de la U", y como un rayo, me paré de mi cama y regresé a la sala a ver lo que quedaba del partido al lado de mi viejo. Voy a ser sincero, no ví el gol de la U -y tuve que esperar casi 30 años para que en un programa de Fox Sports dedicado al Independiente, pudiera ver ese histórico gol crema en Avellaneda. La U se fue con todo al arco argentino y hubieron hasta dos salvadas sobre la línea del defensa Pavoni, a tal punto que la hinchada argentina terminó pidiendo la hora de término del partido, ya que el empate estaba cerca y era cuestión de tiempo. Francamente si ese partido hubiera durado cinco minutos más, me atrevo a decir que la U empataba y eso habría generado un partido de desempate en cancha neutral. Pero la suerte que acompañó a la U en varios momentos en esta Copa, esta vez le fue esquiva y al final, el partido terminó 2-1 a favor de Independiente, que fue un justo ganador. La U había perdido ante un gran equipo que no sólo ganó la Libertadores de ese año 1972 sino también llegó a ganarla en 1973, 1974 y 1975, tetracampeonato que no ha sido igualado hasta el día de hoy. Sobretodo, la U había mostrado garra, habilidad y fuerza para superar situaciones complicadas y hay que reconocerlo, en muchos pasajes también tuvo la suerte del campeón. Y he querido incluir este video de Youtube en donde en sus primeros segundos, puede verse el gol crema en Avellaneda. El resto del video es sobre la campaña de Independiente en esa década del 70, pero lo que nos interesa a los hinchas cremas son esos primeros 10 segundos.



Hace 44 años, un equipo peruano logró por primera vez llegar a disputar una final de la Copa Libertadores y fue el primer equipo del Pacífico en alcanzar ese logro. Quedará en el hincha crema de ese entonces la duda de qué hubiera sucedido si hubiesen jugado los suplentes, y si el resultado hubiera sido otro. Nunca lo sabremos porque sería entrar solamente en especulaciones y conjeturas. En el momento, el técnico confió en la experiencia y era poco concebible dejar en la banca a Chumpitaz, Percy Rojas y Juan José Muñante, titulares indiscutibles en la U. Desafortunadamente, no alcanzó para conseguir el título, pero eso no enerva para nada el enorme e indiscutible mérito de la U, que llegó a la final, dejando en el camino a dos poderosos y coperos equipos uruguayos como Peñarol y Nacional. Después de esta gran campaña, la U ya no volvió a repetir faenas similares y en 1975 -tras dejar en la primera ronda a Peñarol y Wanderers- estuvo a punto de volver a jugar una final -que hubiera sido de nuevo ante Independiente- pero perdió esa posibilidad empatando en Lima ante Unión Española de Chile al igualar 1-1, cuando un triunfo era suficiente. Pero queda en el recuerdo de los que vivimos esa campaña en 1972, de cómo superando las adversidades y los pronósticos negativos adelantados, a punta de coraje y pundonor, llegaron a convertirse en Subcampeones de América.

¡Gracias Cremas por haberme dado a los nueve años de edad, mis primeros momentos futboleros felices y emotivos y que llegaron a consolidar mi afición e hinchaje por la U! ¡¡Y DALE U!!



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

AddThis