ROYAL LANGUAGES

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian xo Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

viernes, 25 de agosto de 2017

ABBA: I WONDER (DEPARTURE)






Llegamos al cuarto y último viernes de este mes de Agosto, y hoy me corresponde presentarte el segmento dedicado a un tema musical del cuarteto sueco ABBA. Para el día de hoy, he querido elegir un muy hermoso tema del álbum “THE ALBUM” de 1977 –que en este 2017 cumple 40 años de su lanzamiento-, que en lo personal, me gustó desde que la descubrí hace algunos años: “I Wonder (Departure)”. Me imagino que esta canción debe ser muy poco conocida por aquellos que identifican a ABBA sólo por sus hits, pero como ya lo he afirmado, en este segmento musical de ABBA se postean también sobre aquellos temas que jamás se escucharon en la radio. En lo referente a esta buena canción, su melodía era una belleza total para el oído, y era interpretado de manera magistral por Frida. Esto mostraba la gran versatilidad de la música de ABBA, que se distinguió siempre por cubrir diversos estilos.



“I Wonder (Departure)” fue escrita por Benny Andersson, Bjorn Ulvaeus y Stig Anderson, y producida por Benny Andersson y Bjorn Ulvaeus. Originalmente era parte de un mini-musical producida por ABBA, llamado “The Girl With The Golden Hair”, el cual era interpretado en escena por el grupo al final de sus giras correspondientes al año 1977. Fue grabado el 2 de agosto de 1977, en el estudio Marcus Music en Estocolmo, Suecia, e incluido como álbum track en el álbum “THE ALBUM” –lanzado el 12 de Diciembre de 1977. La letra narra en primera persona si la protagonista debería dejar atrás todo lo que ella conoce, con el film de perseguir algo más grande. Adicionalmente, fue incluida en una versión en vivo grabada durante su tour por Australia, como lado B del single “The Name Of The Game”. Y en lo que concierne a su performance en vivo, el tema fue interpretado por el grupo únicamente en sus shows de las giras por Europa y Australia en 1977. Hasta el próximo mes de Setiembre, en el que tendremos el tema “Me and Bobby and Bobby's Brother”, del álbum “RING RING”. Será hasta el viernes 28 de Setiembre. Hasta entonces.




miércoles, 23 de agosto de 2017

HACE 30 AÑOS (1987-V)






Llegamos al cuarto miércoles del mes de Agosto y hoy toca presentarte el segmento musical de 1987, hace 30 años. Y para el día de hoy, he querido elegir tres temas del álbum “BAD”, del recordado Rey del Pop, Michael Jackson, que el próximo 31 de Agosto cumplirá 30 años de su lanzamiento.

En primer lugar, tenemos el hermoso tema “I Just Can’t Stop Loving You”, cantado a dúo con la norteamericana Siedah Garrett, y fue escrita por Michael Jackson, y que llegó al N° 1 en UK el 09.08 por 2 semanas y en USA el 19.09 por una semana. Luego sigue la canción “Bad”, compuesta por Michael Jackson, llegando al N° 1 en USA el 24.10 por 2 semanas y al N° 3 en UK. Y finalmente, tenemos el buen tema “The Way You Make Me Feel”, que también fue escrito por Michael, llegando al N° 1 en USA y al N° 3 en UK.






Este ha sido el quinto segmento musical de 1987. Espero que esta trilogía musical haya sido de tu agrado y como siempre, te espero con tu visita y comentario, y por qué no, indicando cuál de estas tres canciones te ha gustado más. Yo tengo mi favorita y lo compartiré contigo cuando conteste tu comentario. Y como un bonus track, tendremos las muy buenas canciones “Dirty Diana” y “Man In The Mirror”. Hasta el próximo mes de Setiembre, en donde tendremos una trilogía con tres buenos temas Kim Wilde, The Pretenders y T-Pau. Será hasta el miércoles 20 de Setiembre. Hasta entonces.





lunes, 21 de agosto de 2017

¿ESTA VIVO ELVIS?: DUDAS E INTERROGANTES QUE SUBSISTEN






El pasado 16 de Agosto se cumplieron 40 años de la muerte del Rey del Rock, ELVIS PRESLEY. Y he querido actualizar este post que publiqué hace siete años. Aún recuerdo ese lejano martes 16 de agosto de 1977. Tenía 14 años y llegaba a casa de mis clases de Inglés en el Británico cuando mi hermano Alex me dio la noticia. Me sorprendió y supe que había muerto de un ataque al corazón a los 42 años de edad. Esa misma noche, esperé hasta las 10 pm para el comienzo del noticiero “24 Horas” y me acuerdo que Ernesto García Calderón anunció entre los titulares “Los amantes del rock están de duelo: murió hoy Elvis Presley”. El trono del Rey del Rock había quedado vacío.


Hoy he querido abordar un tema, del cual se ha hablado tanto y con el respeto que me merecen los fans de Elvis Presley -siendo yo uno de ellos-, me enfocaré en hechos y algunas teorías, pero sin lanzar temerarias afirmaciones sin sustento. Y es el relacionado a la posibilidad de que Elvis Presley pudiera estar vivo y no haber muerto aquel 16 de agosto de 1977. Cuando a finales de la década del 80, leí en una revista que se hablaba de que Elvis Presley podría estar vivo y que había fingido su muerte, en ese momento, esa idea me parecía una soberana estupidez. Pero en 1990 mi percepción comenzó a cambiar ligeramente. A comienzos de ese año, mi hermano Alex me había comentado que había sabido de un libro en donde se señalaban algunos hechos objetivos que sembraban dudas sobre la veracidad de la muerte de Elvis y que daba que pensar. Y para mi cumpleaños número 27, el 3 de febrero de 1990, mi hermano me obsequió como regalo de cumpleaños dicho libro “¿Está Vivo Elvis?”, escrito por Gail Brewer-Giorgio. Debo ser sincero, me despertó curiosidad el saber cuáles eran los argumentos expuestos que sembraban la duda sobre la muerte de Elvis. Además, siempre he sido partidario de no prejuzgar y si voy a dar una opinión sobre algo -llámese libro, película o música-, es después de haberlo revisado y no antes. Y procedí a leer el libro con detenimiento y despojado de todo tipo de prejuicio. Debo decir que luego de terminar de leerlo, lo encontré muy interesante y no me pareció algo sensacionalista o un compendio de chismes, cuyo fin fuese lanzar insinuaciones y afirmaciones sin prueba alguna. El libro en ningún momento afirma o llega a la conclusión de que Elvis Presley esté vivo o que haya fingido su muerte. Pero señala y detalla una serie de hechos y acontecimientos que llegan a ser, hasta cierto punto, extraños y que lo único que hacen es sembrar dudas razonables y plantear la interrogante sobre si Elvis pudiera -repito, pudiera- estar vivo, sin afirmarlo temeraria o irresponsablemente. El libro venía con un cassette de una supuesta conversación de Elvis con una persona, años después de su muerte. La voz es bien parecida pero habiendo tantos imitadores de Elvis es difícil considerar esto como una prueba fehaciente e inobjetable.

Hay una relación de varios hechos e interrogantes expuestos en el libro, pero entre las más importantes, pueden ser consideradas las siguientes:


1) LA TUMBA DE ELVIS.- Hay dos hechos muy extraños alrededor de la tumba de Elvis. En primer lugar, el nombre correcto de Elvis era Elvis Aron Presley, pero sin embargo, el nombre que figura en su tumba en Graceland es el de Elvis Aaron Presley, con dos “a”. Su padre Vernon, jamás lo hubiera permitido y la prueba de ello es que cuando Elvis nació, su nombre fue escrito en forma incorrecta –Aaron- en su certificado de nacimiento y su padre no paró hasta corregirlo. Asimismo, Elvis era una persona muy supersticiosa, quizás lo suficiente como para tentar al destino poniendo su nombre correcto en la tumba y quien sabe si el hecho que figure el nombre incorrecto sea una manera camuflada muy asolapada de decir, “Elvis no está todavía allí”. Porque de lo contrario, es absolutamente inexplicable y bien dudoso que las personas de su entorno hayan permitido que se haya cometido este error tan notorio y evidente y sobre todo, que no hayan hecho absolutamente nada por corregirlo hasta el día de hoy.



En segundo lugar, el lugar donde reposan los restos de Elvis se encuentra ubicado entre la tumba de su padre, Vernon, y la de su abuela, Minnie Mae, y no al lado de su madre Gladys, como Elvis siempre había querido. Elvis adoraba a su madre, y entre ellos hubo un vínculo muy especial y estrecho. Cuando Gladys murió en 1958, significó un muy duro golpe para Elvis y muchos de los que lo conocieron, señalaron que nunca se recuperó de esa pérdida. Estando su madre enterrada en Graceland, era más que obvio que cuando Elvis muriese, fuese enterrado al lado de ella, repito, porque esa era su deseo. Una vez más, quizás el caracter supersticioso de Elvis no quiso jugar con el destino no poniendo los restos de Elvis cerca a su madre sino hasta que finalmente estuvieran listos para ocupar ese lugar. Repito, no hay ninguna razón lógica que justifique estos dos groseros errores y nada impediría corregirlos de inmediato. Sin embargo, nadie los ha hecho.

2) EL CERTIFICADO DE DEFUNCION DE ELVIS.- Elvis era una persona muy vanidosa con su aspecto y le avergonzaba mucho su sobrepeso enorme -20 kilos de más- en los meses previos a su muerte. Al momento de su muerte, Elvis pesaba 250 libras –113 kilos. Sin embargo, su certificado de defunción señalaba un peso de 170 libras –casi 77 kilos-, lo cual era imposible por las últimas fotos vistas de Elvis. Sin embargo, ese certificado original desapareció y el que figura tiene como fecha dos meses después de su muerte.


3) LA TEORIA DEL CUERPO DE CERA.- El ataúd de Elvis requirió de varias personas para ser cargado, porque pesaba como 900 libras –casi 408 kilos. Algunas personas que fueron al funeral afirmaron que el aire alrededor del ataúd era bien frío. Se sospechaba que el ataúd podía contener una unidad de aire acondicionado para mantener un cuerpo de cera frío y así evitar que se derritiese. Quizás por ello no haya una sola foto del sepelio, ya que la familia prohibió terminantemente la presencia de cámaras. Sin embargo, uno de los parientes de Elvis, Bobby Mann, se las ingenió para introducir una cámara y tomar una fotografía del cuerpo, la cual apareció en la portada del “National Enquirer” y en la que se puede apreciar el extraño aspecto al que se referían testigos que sostenían que parecía un muñeco de cera. La foto del cuerpo en el ataud muestra a un Elvis muy distinto al que se había visto en sus últimas semanas. Sus manos eran duras y con callos, y el cuerpo en el ataúd tenía manos suaves. El rostro tenía la nariz y las cejas muy distintas a como las tenía Elvis. Además, aquí hay una interrogante. Si elaborar ese tipo de ataud de 900 libras tomaba demasiado tiempo y habiendo sido la muerte de Elvis repentina e inesperada, ¿Cómo la familia de Elvis pudo conseguir que estuviera listo para un funeral que sería al día siguiente de su muerte?. Además, los presidentes de los clubes de fans fueron telefoneados personalmente por el padre de Elvis, quien les pidió no asistir como favor personal a la familia. Se especuló que era para evitar que vieran el cuerpo y pudieran sospechar que no era Elvis el que estaba en el ataúd.

4) DINERO Y PERTENENCIAS PERSONALES DE ELVIS.- Otro hecho que genera conjeturas proviene de los registros bancarios de Elvis: durante el mes anterior a su muerte se realizaron importantes retiros de dinero en efectivo que alcanzaron en una ocasión el millón de dólares. Asimismo, Elvis tuvo pocos libros que eran considerados como su más preciada posesión. Tenía una Biblia, libros referentes a la muerte y un libro de Chiro, “Book of Numbers and The Autobiography of Yogi”. Luego de ser anunciada la muerte de Elvis, estos libros desaparecieron y nunca fueron recuperados.

5) NO COBRO DEL SEGURO DE ELVIS.- Pero la que para mí es la interrogante más sospechosa es el por qué hasta el momento nadie ha llegado a cobrar la multimillonaria póliza de seguros que Elvis tenía contratada en la prestigiosa compañía londinense Lloyds?. Si Elvis murió realmente en 1977, ¿qué impide a sus herederos cobrarla? Tal vez ello se deba al hecho de que en Estados Unidos no es delito fingir la propia muerte, pero sí lo constituye el hecho de obtener algún beneficio económico de ello, cometiendo un fraude a la compañía de seguros.

6) OTROS HECHOS EXTRAÑOS E INTERROGANTES.- Algo que llamó mucho la atención fue el aparente poco interés existente por la gira que Elvis iba a comenzar unas pocas semanas después. No había ensayos programados, ni músicos contratados. Ni siquiera se había adquirido nuevo vestuario a pesar de los veinte kilos de peso que había ganado Elvis. Algo raro para alguien tan perfeccionista como él. Por último, otro hecho curioso fue que dos horas después de la muerte de Elvis, cuando ésta aún no había sido hecha pública, empleados del aeropuerto internacional de Memphis declararon que, un hombre muy parecido a él compró un pasaje de avión a Buenos Aires. Pagó en efectivo y dijo llamarse John Burrows. El asunto es que ese nombre era un alias usado por Elvis en momentos de su vida y que sólo conocían sus más allegados y el FBI.















Posteriormente, no tardaron en aparecer otros documentos como fotografías y grabaciones magnetofónicas. Las dos fotografías más conocidas son una de 1978, tomada en Graceland en la que se ve a alguien tras una puerta de cristal. Más controvertida es otra tomada en 1984 en la que supuestamente se le ve en segundo plano tras Muhammad Ali y Jesse Jackson. Cuando una vez le preguntaron a Alí quién era la persona junto a él en la foto, declaró: “Mi amigo Elvis Presley”.


Lo cierto es que este tema también se ha tratado en muchas ocasiones con demasiada frivolidad y a veces hasta muy a la ligera, pero también es cierto que la muerte de Elvis Presley está rodeada de una serie de misterios y rarezas que hacen sospechar que pudiera existir algo más allá de la versión oficial. Hay testimonios de personas que dicen haber visto a Elvis y aunque puede haber mucho de folklore en todo ello, también es cierta una cosa: si alguien dice haber visto a Elvis o manifiesta que se cruzó con él, ¿le gente le creería? ¿O lo considerarían un loco, un farsante o  un mentiroso? Algo también muy cierto fue que Elvis era prisionero de su propia fama y vivía como un recluso dentro de su propia mansión. Tenía muchas razones para dejar toda su vida atrás ya que por su popularidad era objeto de constantes amenazas de muerte y él estaba preocupado por su familia. Cuando quería salir de Graceland, mandaba a señuelos parecidos a él para distraer a sus seguidores y varias veces, iba en la parte de atrás del auto de otra persona para evitar ser detectado. También hay que tomar en cuenta que al momento de su muerte, Elvis estaba cuesta abajo en su popularidad. Con 42 años, era una sombra de lo que fue en sus años de esplendor, lucía demasiado gordo y acabado, y su pelo estaba encaneciendo. Lo cierto es que la muerte le hizo un favor porque pasó de ser un cantante de aspecto acabado a ser un ícono de la música y lo elevó a la categoría de mito y rey indiscutido del rock and roll, y la imagen que quedó de él fue la del joven rebelde de los 50’s o la del performer en Las Vegas a finales de los 60’s, en vez de la imagen decadente que mostraba en sus últimos años. Y las ventas de sus discos se multiplicaron a niveles insospechados.

En lo personal, hasta que alguien me demuestre fehacientemente lo contrario, prefiero creer que Elvis nos dejó el 16 de agosto de 1977, hace 40
 años. Aunque francamente considero muy razonables estas dudas expuestas en el libro de Gail Brewer-Giorgio, que son más que suficientes para al menos dudar que algo se ha podido estar ocultando. Pero hasta que no haya una prueba contundente y veraz que evidencie y acredite la veracidad de esta teoría, solo seguirán siendo dudas razonables y conjeturas, mas no una evidencia clara y directa. Y es más, tuve la suerte de ser amigo del recordado Jorgito Cox, quien fuera el fan número 1 de Elvis en el Perú y ya fallecido en el 2009, y varias veces conversamos sobre este tema tan controvertido y una vez me prestó un documental, cuyo link de Youtube adjunto en este post. Jorgito sí creía que Elvis estaba vivo y comprendía los motivos que pudiera haber tenido para haber tomado una decisión de esa naturaleza. Y si realmente Jorgito Cox no se lo ha encontrado allá arriba en el reino espiritual, entonces “Elvis has not left the building”. Pero muy al margen de todas estas teorías o dudas, lo que sí es cierto es que ELVIS PRESLEY está vivo, pero en los mentes y corazones de todos sus fans alrededor del mundo que gozaron su música y que lo tienen en un lugar muy alto como Rey indiscutido del Rock and Roll.





viernes, 18 de agosto de 2017

BEE GEES: SUBWAY





Llegamos al tercer viernes de Agosto, y hoy corresponde presentarte el segmento musical dedicado a una canción de los BEE GEES. En esta ocasión, tendremos el tema proveniente del álbum “CHILDREN OF THE WORLD” de 1976: “Subway”. Me acuerdo que la escuché por primera vez en 1978, cuando a raíz del mega éxito del film “Saturday Night Fever” -sobre todo, de su banda sonora-, la música de los Bee Gees invadió de manera apabullante las programaciones en todas las radios locales. No había programa en que no se pasara una o dos canciones de los Gibb y hasta incluso, había una radio- que era Inca Radio- que tenía un programa diario de una hora con los Bee Gees. Fue allí donde supe de la existencia de “Subway”, y me pareció una buena canción, con un muy buen ritmo melódico e interpretada por Barry en falseto. Y hasta recuerdo haberla bailado más de una vez en esas recordadas fiestas de colegio en aquel lejano año 1978.



“Subway” fue escrita por Barry, Robin y Maurice Gibb y producido por Bee Gees, Albhy Galuten y Karl Richardson. Fue grabada entre el 19 de Enero y el 30 de Marzo de 1976, en Le Studio, en Morin Heights, Quebec, Canadá, y fue incluida en el álbum “CHILDREN OFTHE WORLD”, el cual fue lanzado el 13 de Setiembre de 1976. Y en lo que respecta a su performance en concierto, nunca fue tocada en vivo en los tours del trío, y ello debido a no haber sido single y solamente un álbum track. Hasta el próximo mes de Setiembre, en donde tendremos un tema del álbum “E.S.P.”. Será hasta el viernes 22 de Setiembre. Hasta entonces.




jueves, 17 de agosto de 2017

HACE 35 AÑOS (1982-VII)





Siendo el tercer jueves del mes de Agosto -ya que ayer miércoles publiqué dos posts por los 40 años de la partida de Elvis Presley-, hoy me toca presentarte el segmento musical dedicado al año 1982, hace 35 años, cuando quien escribe tenía 19 años de edad. Y en este mes, he querido elegir tres buenos temas interpretados por los grupos norteamericanos Survivor, REO Speedwagon y The Go-Go’s.

En primer lugar, tenemos al grupo Survivor con el gran hit “Eye Of The Tiger”, que fue el tema principal del film “Rocky III” y escrito por Frankie Sullivan y Jim Peterik, e incluido en el álbum “EYE OF THE TIGER”, llegando al N° 1 en USA por 6 semanas y al N° 1 en UK. Luego sigue REO Speedwagon con la canción “Keep The Fire Burning”, escrita por Kevin Cronin e incluida en el álbum “GOOD TROUBLE”, llegando al N° 7 en USA. Y finalmente, tenemos al quinteto femenino The Go-Go’s con el buen tema “We Got The Beat”, escrito por Charlotte Caffey e incluido en el álbum “BEAUTY AND THE BEAT”, llegando al N° 2 en USA por 3 semanas.





Este ha sido el sétimo segmento musical de 1982. Espero que esta trilogía musical haya sido de tu agrado y como siempre, te espero con tu visita y comentario, e indicando cuál de estas tres canciones te ha gustado más. Yo tengo la mía y lo compartiré contigo cuando conteste tu comentario. Hasta el próximo mes de Setiembre, en donde tendremos una trilogía con tres temas interpretados por John Mellencamp, Jackson Browne y Lionel Richie. Será hasta el miércoles 13 de Setiembre. Hasta entonces.



lunes, 14 de agosto de 2017

FIGHT FROM THE INSIDE: BUEN ROCK DE ROGER





Llegamos al tercer lunes del mes de Agosto, y me toca presentarte el segmento queenero dedicado a un album track de QUEEN. En esta ocasión, he querido elegir un tema proveniente del álbum “NEWS OF THE WORLD” -que en este año 2017 cumplirá 40 años de su lanzamiento-, escrito por Roger. Me refiero al tema “Fight From The Inside”. Recuerdo que cuando escuché por primera vez esta canción no me gustó mucho, porque lo encontraba algo pesado para mis oídos. Pero muchas veces, con el tiempo uno puede ir variando de opinión, y habiéndola escuchado con detenimiento, mi percepción cambió y dentro de ese estilo duro que Roger le daba a sus composiciones dentro de QUEEN. El tema tenía un buen ritmo rockero y sobre todo, un imponente riff de guitarra, que le da ese inconfundible sabor rockero de QUEEN, y es uno de los primeros temas de la banda que se enfocaron de manera predominante en la batería y el bajo, en donde no hay un solo de guitarra. Siempre he considerado que en los álbumes de QUEEN en la década del 70, los temas escritos por Roger constituían la nota dura o algo hard dentro de ese versátil universo musical de QUEEN. 



“Fight From Te Inside” fue escrita e interpretada por Roger Taylor y producida por QUEEN, asistido por Mike Stone. Y es una de las pocas canciones de QUEEN en ser grabado casi todo por un miembro de la banda, en este caso, Roger, quien además de interpretar el tema y hacer los coros, también tocó la batería, la guitarra rítmica y el bajo, y en donde Brian solo participó en la guitarra. Ni Freddie ni John formaron parte de las sesiones de grabación.  Incluso, el guitarrista Slash ha considerado el riff de guitarra de este tema, como uno de sus favoritos de siempre. Finalmente, en lo que concierne a su performance en concierto, nunca fue interpretado por la banda en sus shows, quizás por el hecho de no haber sido lanzado como single, o de repente, por ser un tema en el cual no participaron los cuatro miembros del grupo. Hasta el próximo mes de Setiembre, en donde tendremos el álbum track “All God’s People”, proveniente del álbum “INNUENDO”. Será hasta el lunes 19 de Setiembre. Hasta entonces. Disfruta la canción.



viernes, 11 de agosto de 2017

THE MOODY BLUES: VISIONS OF PARADISE





Llegamos al segundo viernes del mes de Agosto, y hoy me toca presentarte el segmento musical dedicado a una canción de THE MOODY BLUES, mi otra banda favorita de siempre. En esta oportunidad, tenemos una muy hermosa canción de 1968, proveniente del álbum “IN SEARCH OF THE LOST CHORD”: “Visions Of Paradise”. Como señalé anteriormente, el común denominador musical del álbum fue tanto los sonidos orientales como el contenido místico de sus letras, en donde el grupo plasmó en su trabajo final todo lo que era capaz de hacer en un estudio de grabación. Y dentro de ese remolino de experimentación musical, una canción que representaba una brisa celestial de relax total, fue precisamente “Visions Of Paradise”. Recuerdo que la escuché por primera vez cuando una amiga de USA me envió dicho álbum grabado en un cassette –junto con varios álbumes más de los Moody Blues-, y quedé encantado con esta canción. Y cuando me compré por Amazon el CD de dicho álbum, pude apreciarla en su total dimensión y francamente era una delicia escucharla. La melodía era sublime y hermosa y demostraba la gran calidad de Justin Hayward como compositor, en donde además, sobresalía de manera protagónica el hermoso sonido de la flauta de Ray Thomas y la impecable interpretación de Justin.



“Visions of Paradise” fue escrita por Justin Hayward y Ray Thomas, grabada el 4 de Junio de 1968 y producida por Tony Clarke. Fue incluida como álbum track en el álbum “IN SEARCH OF THE LOST CHORD”, que fue lanzado en Julio de 1968. En lo que concierne a su performance en vivo, fue interpretado por la banda en el show de TV “Colour Me Pop”, pero no fue incluido en el set list de los conciertos de sus siguientes giras, y esto se mantiene hasta la fecha. A 48 años de su aparición, “Visions Of Paradise” sigue siendo una de las canciones que los fans de los Moody Blues consideran como un tema de culto y que era el fiel reflejo de esa etapa musical mágica y mística de la banda, en donde la belleza de la melodía iba a la par con las letras compuestos por los cinco miembros de la banda. Y esta canción, en lo personal, me sigue cautivando cada vez que la escucho y me permite abstraerme de lo que se encuentre alrededor mío y cerrar los ojos e imaginarme un hermoso paraíso. Hasta el próximo mes de Setiembre en el que tendremos un bello tema compuesto por Justin Hayward e incluido en el álbum “STRANGE TIMES” de 1999. Será hasta el viernes 15 de Setiembre. Hasta entonces.



miércoles, 9 de agosto de 2017

HACE 40 AÑOS (1977-III)






Llegamos al segundo miércoles de Junio y hoy me corresponde presentarte el tercer segmento musical de 1977, hace 40 años.  En esta oportunidad, tendremos una trilogía con tres buenos temas interpretados por tres cantantes norteamericanos. En primer lugar, tenemos el tema “I WIsh” de Stevie Wonder, que fue escrito por Stevie Wonder e incluido en el álbum “SONGS IN THE KEY OF LIFE”, llegando al N° 1 en USA el 22.01.1977 por una semana. En segundo lugar, tenemos la canción “Handy Man” de James Taylor, que fue escrito por Jimmy Jones y Otis Blackwell y original de 1959, e incluido en el álbum “JT”, llegando al N° 4 en USA. Y por último, tenemos el muy buen tema “Don’t Worry Baby” del cantante norteamericano B.J. Thomas, original de 1964 y escrito por Brian Wilson y Roger Christian, y llegó al N° 17 en USA. Tres muy buenas canciones que triunfaron hace 40 años, y que hoy las tienes para disfrutarlas aquí.





Este ha sido el tercer segmento musical de 1977. Espero que esta trilogía musical haya sido de tu agrado y como siempre, te espero con tu visita y comentario e indicando cuál de las tres te ha gustado más. Yo tengo mi favorita y lo compartiré cuando conteste tu comentario. Hasta el próximo mes de Octubre en donde tendremos una trilogía con tres temas de The Monkees. Será hasta el miércoles 4 de Octubre. Hasta entonces.


lunes, 7 de agosto de 2017

DALE U: 91 AÑOS DE GARRA CREMA






Hoy 7 de agosto, se cumplen 93 años de la fundación del club UNIVERSITARIO DE DEPORTES, conocido popularmente como Universitario o para sus hinchas, simplemente como la U, el equipo de mis amores. Hace ocho años le dediqué este post y hoy he querido actualizarlo y publicarlo con fecha de hoy, porque en estos últimos ocho años han pasado algunas cosas que vale la pena incluirlas en este post. Ya en un post anterior conté cómo me hice hincha de la U, y cómo vibré con el Subcampeonato en la Copa Libertadores de 1972. Haciendo un poco de historia, se fundó el 7 de agosto de 1924 por un grupo de jóvenes estudiantes de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, con el nombre de Federación Universitaria, como una asociación de los equipos representativos de las Facultades de la Universidad de San Marcos y las Escuelas Especiales de Ingeniería, Agronomía y Normal Central. Tras participar entre 1924 y 1927 en diferentes torneos interuniversitarios y cotejos amistosos, fue invitada a participar en el Campeonato de Selección y Competencia (Torneo de Primera División) de 1928. Pero años después, internamente surgieron discrepancias con las autoridades de la San Marcos y finalmente prohibieron la utilización del nombre de “Federación Universitaria de Fútbol”, lo cual finalmente dio lugar a que en 1931, cambiaran su nombre por Club Universitario de Deportes, desligándose de la universidad.

En cuanto al origen del color crema de su camiseta, es bueno indicar que el uniforme original de Universitario de Deportes era blanco con una gran U roja en el pecho. Sin embargo, poco antes del debut oficial, de acuerdo a Luciano Rico Molina, ocurrió que la U debía presentarse a disputar un encuentro, pero no contaba con su juego de uniformes porque lo había mandado a la lavandería, que aún no tenía la indumentaria lista. Los dirigentes presionaron a la lavandería para que les dé los uniformes lo más pronto posible. Pero lo que ocurrió fue que en la lavandería se olvidaron de despegar las insignias y al lavar los uniformes las insignias rojas se fueron destiñendo y terminaron dejando los uniformes con una coloración crema. Como el primer encuentro era muy pronto, optaron por utilizar ese uniforme y como el resultado fue bueno, quedó el color crema para siempre.

Hasta la fecha la U es el equipo que ha obtenido más campeonatos en el Perú, con 26 títulos nacionales y a nivel internacional, su máximo logro es el subcampeonato de la Copa Libertadores de América en el año de 1972. A lo largo de sus 93 años de historia, muchos destacados futbolistas pasaron por las filas del club, como José Luis Carranza, quien con 524 encuentros es el futbolista que más veces lució la camiseta crema, siendo también el que ha obtenido más campeonatos (8 en total). A su vez, Lolo Fernández con 156 goles, es el máximo goleador en la historia del club, y el máximo ídolo de la U, mientras que Oswaldo ”Cachito” Ramírez con 15 goles es el máximo goleador histórico del club en la Copa Libertadores. Entre los extranjeros que llegaron al club, sobresale el brasileño Eduardo Esidio quien posee el récord de más goles marcados por un solo futbolista en una temporada de la Primera División del Perú, anotando 37 goles y segundo máximo goleador a nivel mundial en el año 2000. Además, también no podemos dejar de mencionar a jugadores de la talla de Toto Terry, Héctor Chumpitaz, Luis Cruzado, Juan José Muñante, Percy Rojas, Roberto Challe, Rubén Techera, Juan Carlos Oblitas, Germán Leguía, José Guillermo Del Solar, Juan Reinoso y últimamente, Oscar Ibañez, Juan Vargas y Nolberto Solano.





Como hincha he tenido momentos felices en los que he vibrado con mucha emoción, y también desilusiones y frustraciones que dolieron en su momento. No llegué a ver ese momento porque tenía cuatro años de edad, pero en 1967, lograron un resultado heroico al vencer en 48 horas en la misma Argentina a River y Racing, aunque en el partido definitorio, cayeron ante Racing. Pero quiero detenerme en un año en que se conjugaron en una misma campaña, alegrías inmensas y tristezas y decepciones grandes. Me estoy refiriendo a la campaña de la U en la Copa Libertadores en 1975.

Un año antes, en 1974, la U había obtenido un campeonato nacional brillante y tenía un cuadro respetable y competitivo. En la primera fase de la Copa Libertadores le tocó enfrentar a Unión Huaral, y a los equipos uruguayos Peñarol y Wanderers. Tras ser goleado Unión Huaral en sus dos partidos en Montevideo, la U se convirtió en la única esperanza peruana. Y en marzo de 1975, lograron un resultado histórico, y en el propio Estadio Centenario de Montevideo, derrotó 2-0 a Wanderers y 1-0 a Peñarol, con golazo de Cachito Ramírez, tras excepcional pase de Chumpitaz. Aquel 21 de marzo de 1975 -cumpleaños de mi madre, quien era aliancista pero gritó el gol de Cachito como si hubiera sido de Alianza- quedará siempre en el recuerdo de los hinchas cremas por la garra y pundonor mostrados esa noche en canchas uruguayas. Y además con la cuota de dramatismo en ese encuentro, el arquero “Papelito” Cáceres le tapó un penal a Morena en el último minuto. Aún recuerdo ese momento, en el cual la emoción me embargó de tal manera que no me salía la voz. Y lo mejor vino en los partidos en Lima. Tras vencer 2-0 al Wanderes, el último partido fue ante Peñarol y la U con triunfo clasificaba, ya que el empate no le servía. En un partido áspero y luchado, la U se puso en ventaja con gol de Cuéllar, pero poco después, Peñarol daría vuelta al encuentro 2-1 y con eso, clasificaba a semifinales. Pero con esa garra crema que caracteriza a la U, no se dieron por vencidos, y al poco rato, igualaría el marcador 2-2 con gol de J.J. Oré –el famoso técnico de los “Jotitas”. Eso motivó más al equipo que se fue con todo, y faltando menos de 10 minutos, en un remate de bolea, el uruguayo Rubén Techera metió un cañonazo que mandó el balón adentro y el estadio estalló. La U había dado vuelta al encuentro por 3-2 y así acabó el partido, clasificando a semifinales y haciendo historia, porque era la primera vez que un club uruguayo era eliminado en primera fase en la Copa Libertadores. La U lo había logrado. Ese triunfo lo puso como favorito a obtener la Copa y en semifinales, les tocó LDU -Liga Deportiva Universitaria- de Ecuador, y Unión Española de Chile. En el papel, la U era el favorito y en el otro grupo, se encontraban Independiente, Rosario Central y Cruzeiro. La posibilidad que se repitiera la final de la Libertadores de 1972 era grande, y para la U tendría un carácter de revancha. Pero lamentablemente la U no pudo mantener el mismo nivel mostrado en la primera fase. En Quito empató 0-0 y en Chile cayeron ante Unión Española por 1-2 -tras ir ganando 1-0 hasta el minuto 39 del segundo tiempo-, y en Lima derrotó al LDU por 2-1. El último partido sería ante Unión Española en Lima, a la U le bastaba un triunfo para pasar a la final. La expectativa era enorme y la ilusión también. Sobretodo, cuando el otro finalista ya era Independiente de Argentina. A nivel personal, ya me había preparado para disfrutar ese nuevo pase a la final y había decidido ir la final en el partido que se jugase en Lima ante Independiente, sí o sí. Para mí, eso era ya un hecho, porque no me imaginaba que la U no ganaría esa noche al Unión Española y que quedase fuera de la final. Cuando arrancó el partido, la U estuvo mejor en la cancha en el primer tiempo, y poco antes del final, con gol de Palomino, la U se puso en ventaja 1-0. Era el boleto a la final. Faltaban 45 minutos para ese sueño, pero lo que vino destrozó todo tipo de ilusión. La U entró confiada, aguantando el resultado en vez de buscar el segundo gol, y Unión Española comenzó a crecer y atacar el arco crema. Llegaban cada vez más con peligro hasta que llegó lo que los hinchas ya estaban temiendo. Spedaletti anotaba el empate chileno a los 35 minutos y dejó helada a la hinchada. Y ese gol afectó el equipo porque no atinaba a nada, y es más, Unión Española estuvo más cerca del segundo gol. Y cuando sonó el pitazo final, se hacían trizas las ilusiones del hincha de ver a su equipo en la final. Aún recuerdo cuando terminó el encuentro, me quedé inmóvil frente al televisor, incrédulo y dolido: la U no había logrado pasar a la final. Quería llorar de rabia e impotencia. Fue mi primera gran frustración futbolística y mi primer dolor como hincha crema. Mucho se comentó que el equipo llegó partido a las semifinales y que terminando la Copa ya todos los mejores jugadores estaban vendidos a clubes extranjeros, lo cual efectivamente sucedió. Porque esa campaña mostró a la U, en la gloria en la primera fase y en la frustración en semifinales.


 
(Fotos: Arkiv Perú)



Esa sería la última gran actuación en la Copa Libertadores, y más adelante, se obtendrían buenos resultados -algunos históricos-, como el triunfo ante Palmeiras en 1979 en el mismo Brasil por 2-1, el triunfo 1-0 ante Boca en 1988 o el triunfo ante Peñarol por 2-1 en Montevideo en 1996. También se recuerda ese encuentro ante Colo Colo en 1990 en Chile cuando cayeron 0-1, pero con un gol anulado injustamente a "Balán" Gonzales, en el año en que Colo Colo fue campeón, o el triunfo ante el DIM de Medellín por 2-1 en Lima con dos goles de Nunes, el empate 1-1 en Argentina ante Racing en el 2003 cuando Racing celebraba su 100 años y la U era la "piñata" de la fiesta; o el triunfo 1-0 ante San Lorenzo en Lima en el 2009, o cuando en el 2010, pasaron a Cuartos de Final y fueron eliminados por Sao Paulo por penales.




A nivel local, recuerdo que el primer campeonato que disfruté fue el de 1971, pero con mayor nitidez me acuerdo de ese brillante campeonato de 1974, donde incluso establecieron un récord al tener la mayor cantidad de encuentros invicto, con 36 partidos, desde el 27 de mayo de 1974 hasta el 27 de febrero de 1975. También está el apabullante campeonato de 1985 en donde arrasaron a todo aquel que se le cruzaba -y en un clásico en el que tras ir perdiendo 0-2 en el primer tiempo, voltearon 3-2 en el segundo tiempo-, con un gran equipo del cual se esperaba mucho en la Copa Libertadores del 86, más aún cuando los rivales eran los bolivianos, pero la decepción fue más grande al ser eliminados por el Bolívar e incluso perder 0-4 sus dos partidos en La Paz. También es digno de recordar el bicampeonato 1992-1993, con Sergio Markarian en la dirección técnica y con jugadores como Nunez, Martínez, SIlva y Baroni. Y años después, el glorioso tricampeonato en 1998, 1999 y 2000, en donde en el año 1999 la U se dio el lujo de dar la vuelta olímpica en Matute, estadio de su tradicional rival Alianza Lima. En la anterior década lo más destacado han sido los Torneos Aperturas del 2002 con Angel Cappa como técnico y en el 2008 con Gareca como técnico, así como el Título Nacional en el 2009 bajo la dirección técnica de Juan Reinoso y en el 2013 con Angel Comizzo como entrenador. 



Como hincha he ido al estadio cuando era adolescente. Comencé yendo con mi querido viejo, y luego ya en secundaria, recuerdo que iba con mi gran amigo del alma, Beto Hernández a ver a la U. De los varios partidos que fuimos hay dos que recuerdo: uno ante Municipal en 1979 que Muni entró con todo y dispuestos a barrernos, pero poco a poco la U se fue asentando y faltando cinco minutos para que acabara el partido, el "Chato" Párraga metió un patadón que fue adentro y la U ganó 1-0. Y también recuerdo un U-Melgar que empezó ganando Melgar 1-0 y luego la U le volteó 4-1. Con mi viejo y mi hermano Alex, también recuerdo que fuimos a ver varios partidos entre la U y Cristal, ya que mi hermano es hincha de Cristal y mi viejo y yo éramos de la U. Los tres partidos que vimos los ganó Cristal y nunca tuve suerte de ver ganar a la U ante Cristal en el estadio. Y en cuanto a Clásicos ante Alianza Lima, en dos oportunidades fuí y también en ambas la U perdió. La primera vez me acuerdo que fuimos toda mi familia, mis padres, mi hermano y yo, en épocas en que se podía hacer eso con tranquilidad. Y el otro partido fue en 1978 y la U perdió 1-2, pero de este partido siempre recuerdo algo anecdótico. Fui al estadio con dos grandes amigos del colegio, los hermanos Marco y Miki JIménez, ambos aliancistas a morir, y fuimos a Popular Sur, donde estaban los hinchas de Alianza. Alianza comenzó ganando 2-0 y veía como los hinchas gritaban y celebraban, con toda justicia, porque Alianza era más que la U en la cancha. Y en eso en un rebote, la U descuenta en el marcador y pone el 1-2. En ese instante, el que escribe gritó a todo pulmón el gol de la U parándome de donde estaba sentado. Tras esa euforia, nada pasó en la tribuna. Si eso lo hubiera hecho el día de hoy, me hubieran agarrado a golpes o no hubiera vivido para contarlo. Eran otras épocas en que ser hincha no era sinónimo de ser delincuente o tener pretexto para hacer vandalismos, algo que hoy abunda y que lamentablemente ha ahuyentado a los hinchas del estadio, que concebimos el futbol como un espectáculo y no como vía de escape de bajas pasiones. A veces cuando veo los estadios europeos y observo cómo la gente está disfrutando con su familias, me pregunto, ¿algún día llegaremos a eso? Un poco difícil, ¿no? La última vez que vi en un estadio a la U fue en 1979 en el "Lolo Fernández" y ante Defensor Lima, cuando la U goleó 4-1. De allí en adelante, y ante la creciente violencia de las barras bravas y la comodidad de ver los partidos por TV, simplemente dejé de ir al estadio.

Hoy en pleno 2017 el equipo no atraviesa por un buen momento. Mientras tanto, hoy con toda justicia, la U tiene motivos de sobra para celebrar. Son 93 años dentro del corazón del hincha -como el que escribe- y que en su historia tiene numerosos títulos, logros y hazañas, y por mérito propio. 

Hoy ya no tengo el fanatismo de mis épocas de adolescente, pero igual disfruto y vibro cuando la U gana y obtiene un resultado importante -sobretodo en un clásico o ante Cristal-, pero cuando pierde ya lo tomo a la deportiva, no como en el colegio que cuando la U perdía uno tenía que esconderse de los hinchas aliancistas que te lo refregaban en la cara. Pero igual sigo siendo hincha crema y espero algún día ver a mi equipo lograr algún título internacional. Finalmente, algo que los hinchas no podemos olvidar es el título de la Copa Libertadores Sub-20 obtenido en el año 2011, al imponerse en la final ante Boca Juniors por penales 4-2.  Fue el primer título internacional para las vitrinas cremas. De esta forma, he querido actualizar este post y con esa fecha para celebrar en el blog por todo lo alto los 93 años de vida del club.

¡¡GRACIAS QUERIDA CREMA POR TODAS LAS ALEGRIAS Y EMOCIONES DADAS EN MI VIDA!! ¡¡FELICES 93 AÑOS!! ¡¡Y QUE SEAN MUCHISIMOS MAS!!

¡¡¡DALE U POR SIEMPRE!!!!






SLOW DOWN: BUEN COVER DE BRIAN





Llegamos al primer lunes del mes de Agosto, y siendo lunes queenero, me corresponde presentarte el segmento musical dedicado a tema solista de un miembro de QUEEN. Hoy le toca el turno a Brian May y tendremos una canción incluida en su álbum “ANOTHER WORLD” y que es un buen cover de un tema de Larry Williams, que fue versionado por The Beatles: “Slow Down”. Tuve la oportunidad de escucharla por primera vez en 1998, cuando apenas salió el CD, porque una gran amiga pen-pal argentina me lo envió. Y cuando escuché esta canción, me encantó por su energía y su potente ritmo, con contagiantes riffs de guitarra. Es bueno indicar que este fue uno de los tres covers que Brian incluyó en este álbum, que originalmente iba a ser un álbum de covers de canciones que habían marcado e influido a Brian en su formación musical.



“Slow Down” fue escrita y grabada originalmente por Larry Williams, y lanzada como single en 1958. 20 años después, en 1998, Brian la incluyó en su segundo álbum solista “ANOTHER WORLD” y además, la produjo. También contó con la participación de Cozy Powell en la batería, Neil Murray en el bajo, Shelley Preston, Jamie Moses en la guitarra y Spike Edney en los teclados. Finalmente, en lo que concierne a su performance en vivo, fue interpretado por Brian en los shows en Hamburgo y Birmingham, de la gira del “ANOTHER WORLD”. Hasta el próximo mes de Setiembre en donde tendremos una tema solista de Roger Taylor. Será hasta el lunes 12 de Setiembre. Hasta entonces.





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

AddThis