ROYAL LANGUAGES

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian xo Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

sábado, 28 de diciembre de 2013

PERU EN LAS ELIMINATORIAS (BRASIL 2014)








Se nos va el 2013 y en el terreno futbolístico, sumamos un mundial más al cual no clasificamos y con ello, ya van 31 años desde la última vez que Perú estuvo presente en un mundial por derecho propio. Una vez culminada las eliminatorias –o clasificatorias, como las llamaron ahora-, quise preparar este post y ahora que el 2013 está por terminar, mejor lo publico en este año para que se vaya con él. Como indiqué en el post que escribí sobre la Copa América del 2010 en Argentina, en cuanto a Perú, al quedar en el tercer lugar en ese torneo, había habido un avance y habíamos recuperado el respeto en Sudamérica. No íba a ser fácil para Perú, pero tampoco Perú iba a ser fácil para nadie. La cosa estaba pareja y todos tenían las mismas posibilidades. En ese momento, Markarián gozaba de la confianza de toda la afición debido a ese tercer puesto en la Copa América, pero era fundamental que si Perú pretendía luchar la clasificación, tenía que ganar todos sus partidos en casa y arrancar varios puntos afuera, sobre todo, quitándole puntos a los rivales directos. La lucha iba a ser a muerte, fecha tras fecha, y el recorrido sería de tres años, pero había que recorrerlo y con fe y creyendo en sí mismos.


El 7 de octubre del 2010 se dio inicio a una nueva eliminatoria sudamericana -la primera de esta nueva década-, y dos meses después de la última participación peruana en la Copa América, en que logró el tercer lugar. Pero la eliminatoria era una historia muy distinta a la Copa América. Como ya viene siendo costumbre desde las eliminatorias para el mundial de Corea-Japón 2002, el fixture siguió el mismo, y debutaba Perú ante Paraguay. Salvo la eliminatoria anterior, Perú siempre debutaba ganando e ilusionando a los hinchas, y esta vez no fue la excepción, ganando Perú 2-0, con goles de Paolo Guerrero. Nuevamente, el optimismo se apoderó de la afición y ya nos veíamos en Brasil 2014. Y nuevamente los medios hablaban de los mal llamados “Cuatro Fantásticos”. La expectativa se elevó para el siguiente partido en Santiago ante Chile, pero con las mismas nos bajaron de la nube. Tras 20 minutos iniciales para el olvido en donde Chile ya nos iba ganando 3-0, el resto del partido fue de ida y vuelta, y al final perdimos 2-4, pero quedó la bronca de que si no hubiera habido esa estúpida desconcentración al inicio, Perú pudo haber logrado un mejor resultado y algo bueno era haberle metido dos goles a Chile en su cancha. Como Brasil era el país anfitrión del mundial, no participó en esta eliminatoria, y por ello, en la tercera fecha en que normalmente Perú enfrentaba de local a Brasil, esta vez Perú descansó y ello implicaba que los rivales podían sumar puntos y sacar ventaja. En el siguiente encuentro, Perú volvía a jugar en la altura de Quito ante Ecuador, y una vez más, Ecuador nos ganó 2-0. Se cerraba el año 2011 y tres puntos en cuatro fechas no era algo alentador, pero todavía faltaba camino por recorrer. 





La siguiente fecha doble se jugaría en junio del 2012 y era importante para no alejarse. En Lima, una vez más, nuestro “cuco”, Colombia –que estaba para darle la estocada final-, nos ganaba 1-0, en un partido en el cual, Perú mereció ganarlo y por más de un gol. Dio bronca perder ese partido en casa y el siguiente encuentro era en Montevideo ante el favorito Uruguay y con un equipo parchado y con la ausencia de varios titulares por lesión. En mi opinión, ese fue un partido en que Perú sacó garra y tras ir perdiendo 0-2, logró empatar 2-2, pero un penal estúpido generó el tercer gol uruguayo, terminando finalmente el marcador 4-2. Perú sumaba cuatro derrotas consecutivas y ya se le iba agotando el crédito al técnico Markarián y la afición ya iba perdiendo la confianza. En los siguientes dos partidos en setiembre en Lima, Perú mejoró bastante y levantó al vencer 2-1 a Venezuela –con dos goles de Farfán- y empatar 1-1 ante Argentina. En mi opinión personal, éste fue el mejor partido de Perú en la eliminatoria, en donde se vio a un equipo muy ordenado que se plantó bien en la cancha, y que neutralizó bien a Argentina, anulando a Messi. Lamentablmente, Pizarro falló un penal, lo que hubiera sido un buen triunfo y seis puntos en dos partidos. Pero esa inyección anímica una vez más se cayó en los siguientes dos partidos que se jugaron en octubre. Con un equipo alterno y acostumbrado a jugar en altura, se empató 1-1 ante Bolivia en La Paz, y en donde nunca entenderé porqué Markarián no puso a Andy Pando en el partido, quien era el goleador del torneo local y jugaba en Garcilaso en el Cusco. Ese partido se pudo haber ganado y parecía que se conformaban con el empate. Y en el siguiente partido jugaban los titulares ante Paraguay y todos daban por descontado un triunfo peruano. Pero caímos 0-1 ante Paraguay en Asunción, en un desastroso partido ante el peor Paraguay de todos los tiempos. Nunca se debió haber perdido ese partido. Se cerraba así el 2012 y Perú volvía a retroceder en la tabla y a alejarse cada vez más de la clasificación.





Con el 2013, restaban cuatro fechas dobles para definir los cuatro clasificados y el quinto que iría a repechaje. Perú seguía dependiendo de sí mismo y no estaba tan lejos del cuarto y quinto lugar, pero preocupaba haber perdido puntos tontos. Y el siguiente partido en marzo en Lima, sirvió para recuperar tres puntos y ganarle 1-0 ante Chile, en un partido en donde la fortuna estuvo de nuestro lado porque en el primer tiempo, Chile mereció irse al descanso con más de un gol de ventaja. Faltando poco para el final del partido, Farfán anotaba el gol del triunfo. La siguiente fecha, Perú nuevamente descansó. La siguiente fecha doble en junio comenzó con otro triunfo por 1-0 ante Ecuador en Lima, a quien no se le ganaba en Lima desde 1977, pero en Barranquilla cayeron 0-2 ante Colombia. La próxima fecha  doble en setiembre era crucial y decisiva. Argentina, Colombia, Chile y Ecuador ya tenían un pie en Brasil 2014, y la lucha por el quinto puesto era a muerte entre Uruguay, Perú y Venezuela. Perú seguía dependiendo de sí mismo y jugaba de local ante Uruguay y de visita ante Venezuela. Si aspiraba llegar al quinto puesto, tenía que ganar esos dos partidos, sí o sí. Después de esta fecha doble, ya no habría calculadoras ni matemáticas a la cual aferrarse. El primer partido ante Uruguay fue bien disputado y aquí quiero detenerme en este partido. Hasta antes del penal, Perú era mucho más que Uruguay, que apenas había llegado al arco peruano. Y de manera ingenua, trabaron en el área a Luis Suárez, quien se mandó un piscinazo en el área y el árbitro cobró penal. Pero Perú se vino abajo con la expulsión absurda de Yotún y el segundo gol de Suárez sepultó las esperanzas peruanas, terminando el marcador, Uruguay 2 - Perú 1. Aunque el arbitraje fue un total desastre, parcializándose de manera descarada con la visita. Para el siguiente partido, Perú cayó 2-3 ante Venezuela, despidiéndose así de Brasil 2014. La última fecha doble en octubre fue de mero trámite, cayendo de visita ante Argentina por 1-3 y empatando de local ante Bolivia 1-1. Al final, quedamos en el séptimo lugar con 15 puntos –solo dos puntos más que la eliminatoria pasada en la que quedamos últimos. Y a modo de información, clasificaron al mundial de Brasil 2014, Argentina, Colombia, Chile y Ecuador. Uruguay clasificó al repechaje ante Jordania, y al vencer 5-0 de visita y empatar 0-0 de local, aseguró su clasificación al mundial.






Para terminar este post, debo dar mis opiniones personales sobre esta participación de Perú en las recientes eliminatorias.

1)    Se sobredimensionó ese meritorio tercer lugar en la Copa América y los medios se encargaron de vender humo, haciendo creer que ya éramos favoritos. Seamos francos, las selecciones le dan mucho más prioridad a las eliminatorias que a la Copa América. Y como evidencia, ello se vio en los cuatro primeros lugares de la Copa América: el campeón Uruguay tuvo que definir mediante repechaje, y Paraguay, Perú y Venezuela, que quedaron en segundo, tercer y cuarto lugar, no clasificaron al Mundial.

2)    Uno de los principales responsables –no el único- fue el técnico Sergio Markarián. Cometió varios errores, entre ellos, insistir en poner juntos a los estúpidamente llamados “Cuatro Fantásticos”. Si nos fue bien en la Copa América, fue porque no jugaron los cuatro juntos. Era para poner a dos o tres en la cancha y tener a otro como una pieza de recambio. Luego apañó la indisciplina y perdonó faltas graves, luego de haber anunciado a todos los medios que iba a aplicar “Tolerancia Cero”. Prácticamente los jugadores “referentes” hicieron lo que quisieron con Markarián y lo manejaron a su antojo. Era injustificable que un jugador como Vargas, que era suplente en su club, estaba fuera de forma y encima fue el culpable del gol paraguayo en Asunción y encima apareció totalmente borracho en el aeropuerto, era siempre convocado por Markarián y jugaba como titular. En cualquier otra selección del mundo, Vargas ni siquiera hubiera sido convocado. Asimismo, el prestarse a la apabullante publicidad de una marca de cerveza le quitaba seriedad y credibilidad. ¿Cuándo antes se había visto a un entrenador de nuestra selección ser parte de un comercial de cerveza? Y finalmente, planteó mal los partidos de visita, en donde perdió casi todos los encuentros y solo consiguió un punto en el empate 1-1 en La Paz, ante Bolivia.

3)    Francamente todo esto es un reflejo de la situación desastrosa de nuestro fútbol, comenzando por la cabeza con el inepto Manuel Burga al frente de la FPF, quien como dirigente es un completo cero a la izquierda. El sistema de nuestro campeonato local es un adefesio y el nivel es paupérrimo. Además, no tenemos jugadores de nivel con el que podamos pretender aspirar llegar a un mundial, lo que tenemos son peloteros. Y aquellos referentes demostraron que vienen a Lima a vacacionar, y con excepción de Paolo Guerrero o el mismo Claudio Pizarro –quien habrá estado peleado con el gol, pero nadie puede negar su entrega con la blanquirroja ni sus innegables logros internacionales con el Bayern Munich-, varios hasta alegaron sospechosas lesiones y arrugaron. Simplemente nos faltó esa jerarquía que se necesita para asumir este tipo de encuentros y mientras esto siga así, el mundial seguirá siendo una fantasía para la selección peruana.

4)    En mi opinión, Perú perdió la clasificación en tres partidos: la derrota 0-1 en Lima ante Colombia; la derrota en Asunción 0-1 ante Paraguay y la derrota en Lima ante Uruguay por 1-2. Esos partidos nunca se debieron haber perdido, y esos nueve puntos hubieran marcado la diferencia no solo para aspirar al quinto puesto, sino incluso haber terminado entre los cuatro primeros.

5)    Finalmente, si queremos llegar al mundial de Rusia 2018 o al del 2022, tenemos que hacer cambios estructurales. Chile lo hizo y miren en qué nivel está ahora. Mientras siga Burga al frente, podrá venir Bielsa, Mourinho o Guardiola, y la situación va a seguir siendo la misma, no vamos a ir ningún mundial. Ahora quieren venderle a la afición el cuento que tenemos una generación brillante en la reciente sub-20 y que con ella, iremos a los siguientes mundiales. Es cierto, que esta selección Sub-20 ha demostrado buen nivel y hay jugadores que tienen futuro, pero seamos sinceros, les falta aún camino por recorrer y comparando con otras selecciones sub-20 como Uruguay o Colombia, sus jugadores son titulares en las ligas europeas, mientras que los nuestros calientan banca. Pienso que hay que trabajar con esos chiquillos y darles roce internacional, pero no hay que quemar etapas y es tiempo de pensar en procesos a mediano y largo plazo, en vez del oportuno y manipulador corto plazo. Además, ¿Qué sentido tiene que Perú clasifique a un Mundial para que en la primera fase se vaya eliminado y goleado?

Esta ha sido una crónica de lo que fue la participación peruana en las eliminatorias para Brasil 2014. Como hincha del fútbol, quiero volver a ver a mi selección en un mundial, y al menos, el que habla puede decir que vio a Perú en un mundial en 1970, 1978 y 1982. Pero hay generaciones que nunca han visto a Perú en un mundial y es frustrante. Hay que trabajar a largo plazo. No queda otra.





8 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo contigo, Luchito y creo que fuiste muy generoso con el Sr. Burga, yo diria que es un bestia total...Hace rato debio irse para su casa y yo lo veo dificil que lleguemos a un mundial con las nuevas ordenanzas de la FIFA y sus planes de desaparecer el repechaje...Ademas, con la actual dirigencia de nuestro futbol no vamos a ir ni a una pichanga...

    ResponderEliminar
  2. Lo que yo odié y repudié fue al imbécil de Suarez, vi la supuesta "falta" y cuando la cobraron te juro que esperaba que de verdad lo lesione algún jugador para que esa falta cobrada haya sido con ganas!! Ese tipo es de lo peor, el árbitro un ciego y apañador maldito aaaggg!!

    Espero llegar a vernos en un mundial :/ sino solo se quedará como una leyenda para las próximas generaciones (incluyéndome)

    Saludotes!

    ResponderEliminar
  3. Hola Clarita. Muchas gracias por tu comentario.

    Muy cierto, el tipo ese es un inepto absoluto. Y encima que Brasil va a jugar la próxima eliminatoria, las opciones se reducen más. Y con este dirigencia, no iremos ni al Mundialito de El Porvenir.

    Un abrazo.

    LUCHO

    ResponderEliminar
  4. Hola dear Daria. Muchas gracias por tu comentario.

    100 % de acuerdo contigo, querida Bubu. Suárez es cancherazo y faulearlo en el área fue ingenuo, porque se sabía lo que iba a pasar. Y el árbitro le regaló el penal a Uruguay. Esperemos que en un futuro no muy lejano podamos ver el nombre de Perú en un mundial de fútbol.

    Te mando un abrazo de oso Yogui.

    LUCHO

    ResponderEliminar
  5. Yo la tengo clarita, el Perú se jodió cuando aparecieron los gobernantes con doble nacionalidad, el fútbol peruano se jodió cuando apareció Burga, y un matrimonio se jode cuando aparece la suegra.

    ResponderEliminar
  6. Hola Elmo. Muchas gracias por comentar.

    Muy cierto, el fútbol se jodió cuando entraron dirigentes incapaces y comechados, que solo usaron el cargo para su beneficio personal. Y sorbe los otros dos ejemplos, plenamente de acuerdo.

    Un abrazo.

    LUCHO

    ResponderEliminar
  7. Sí, sí Daria, estamos de acuerdo que Suárez es esto y aquello, pero, hago una preguntonta a quien lea este mensaje: ¿no les gustaría que luisito, goleador de la premier league, jugara para su equipo? A mí Ronaldo no me simpatiza pero, luego de ver el triplazo contra Suecia, no me queda otra que aplaudir y decirle "bienvenido a mi club".
    Si van a comentar sáquense por un momento la camiseta y no culpen a Suárez que hace lo que todos, y ojo, también le puede jugar en contra. Y lo de Perú, esta historia la viví con mi selección en los 90's y mitad del 2000. Mala organización y jugadores no amaban la camiseta. ¿Porqué el jugador peruano es así? ¿qué hace que no pueda lograr lo que un ecuatoriano o colombiano?
    Saludos...

    ResponderEliminar
  8. Hola Pablo. Gracias por comentar.

    Definitivamente, Luis Suárez es un gran delantero que se las sabe todas. Y lo mismo que sintió Daria, lo sentimos todos como peruanos esa noche ante la impotencia de una falta que no existió y un penal injustamente cobrado, cuando en ese momento, Perú era más que Uruguay. Pero nadie le puede negar su gran olfato y calidad como delantero. Si Liverpool está donde está en la Premier League, es por él, nada más. Finalmente, comparto lo que has indicado en tu último párrafo. Nos falta mucho por madurar y mejorar.

    Un gran abrazo.

    LUCHO

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

AddThis